Acaba con la celulitis en primavera

Un solo tratamiento anticelulítico o una sola acción anticelulítica esporádica no pueden resolver un problema tan importante como el de la celulitis.
La buena noticia es que combinando adecuadamente una serie de acciones todavía estás a tiempo de acabar con tu celulitis durante la primavera y recibir el verano con un cuerpo diez.

¿Por qué tienes celulitis? ¿Cómo se ha formado la celulitis en tus piernas, glúteos, abdomen o brazos?

Sus causas son multifactoriales y provienen de factores como las hormonas sexuales femeninas, la herencia genética, el ejercicio físico y la dieta.
La celulitis implica un cambio en la estructura de la grasa que se encuentra en la superficie, debajo de tu piel, en áreas específicas de tu cuerpo. La grasa más profunda instalada, la que a veces se elimina mediante liposucción, no tiene ningún efecto sobre la apariencia de la piel. Las células que sirven como reserva de grasa se encuentran dentro de pequeñas “habitaciones” delimitadas por “paredes” de tejido conectivo elástico. La piel forma el “techo” de estas habitaciones. En presencia de celulitis, habría un aumento tanto en el número de células grasas como en la retención de agua. Las cámaras se hincharían, las paredes se abombarían y, por lo tanto, tirarían de la piel, dándole un aspecto acolchado.

Eliminar la celulitis

Aunque la celulitis es esencialmente un problema estético, puede causar cierta incomodidad física e incluso dolor. Con el tiempo, la celulitis tiende a volverse más densa, lo que causa un aumento de la presión sobre las terminaciones nerviosas y la hipersensibilidad del área afectada. En algunas mujeres, la palpación, el tacto, incluso un simple toque de sus áreas con celulitis producen una sensación a veces bastante dolorosa. Además, una celulitis “vieja” puede impedir la circulación local del líquido linfático (linfa), principal vehículo de transporte de las grasas y toxinas en tu organismo.

Los síntomas más evidentes de que tienes celulitis saltan a la vista:

Depósitos grasos debajo de la piel que le dan la apariencia de una piel de naranja. Por lo general, la celulitis aparece en la parte posterior de los muslos, en los glúteos, en el abdomen, en la nuca, en la parte superior de los brazos o en el interior de las rodillas.
Una sensación de constricción y pesadez en las regiones afectadas.
Una sensibilidad a la palpación o la presión durante un masaje por ejemplo.
A veces calambres en las piernas.

Factores promotores de la celulitis:

La dieta. Una ingesta excesiva de sal, una dieta rica en carbohidratos (azúcares), lípidos (grasa) y baja en fibra dietética puede contribuir a la celulitis.
La falta de ejercicio físico y/o un estilo de vida sedentario contribuyen a agravar la celulitis. Los músculos de las piernas ejercen un efecto de bomba para ayudar a que la sangre circule por las venas. Por lo tanto, una masa muscular poco desarrollada tiende a ralentizar la circulación de la sangre en las venas de las piernas (llamada “retorno venoso”).
El tabaquismo. La nicotina afecta la circulación de la sangre en vasos sanguíneos pequeños y disminuye la oxigenación tisular.
Tomar anticonceptivos orales o ciertos medicamentos, incluidos estrógenos, antihistamínicos y corticosteroides, pueden causar celulitis.
La forma de vestir. Vestir a menudo ropa ajustada que ejerce presión en determinados puntos clave del sistema linfático puede interrumpir la correcta circulación de la linfa.
El alcohol y las bebidas carbónicas. Son los grandes “sponsors” de la celulitis porque su ingesta excesiva acaba perjudicando todo el sistema circulatorio, venoso y linfático.
Las golosinas, tan de moda entre todos los públicos, son “bombas” de azúcar refinado de nocivo e inmediato efecto en nuestro organismo.
El calor dilata las venas y el frío las tonifica. Vale la pena evitar en lo posible permanecer estancias muy calurosas y utilizar agua fría al final de la ducha o el baño.

¿Cuánto pagarías por deshacerte de tu celulitis para siempre?

Eliminar la celulitis requiere dos factores imprescindibles: Eficacia y constancia.

Con la máquina de masaje Masster Plus y/o la presoterapia en casa Fitpress vas a contar con la eficacia necesaria para ayudarte a eliminar la celulitis sin dejar flacidez y mantendrás tu sistema linfático suficientemente activo como para no dejar que se vuelva a reproducir.

Tu sistema linfático está ligado al movimiento de tus músculos, es decir, según el nivel de actividad física de cada persona, la linfa que circula por este sistema lo hace de una manera más o menos fluida, de manera que las grasas y toxinas que transporta para ser desechadas de tu organismo pueden o no llegar a su destino final.

Con el equipo de masaje profesional Masster Plus romperás los nódulos de grasa y celulitis y ayudarás a tu sistema linfático a transportarlos hasta los canales de desecho. Un masaje diario de 15 minutos con el Masster Plus será suficiente para que estimules tu circulación linfática y además podrás actuar sobre zonas localizadas o rebeldes donde se suele acumular más celulitis, como son las cartucheras, el interior de las rodillas y los glúteos.

Masajeador anticelulitisPreviamente e empezar con el masaje linfático, podrás realizar una perfecta exfoliación de la piel con el rotor brushing (cepillo de cerdas naturales) de manera que eliminarás las células muertas de la piel.

Después desplazas el equipo con una sola mano a lo largo de tu sistema linfático y te detienes en esas zonas rebeldes para que el masaje rotatorio localizado rompa los nódulos de celulitis que se han formado.

Puedes terminar el masaje aplicando una crema específica para reafirmar e hidratar.

Se trata de un ritual de no más de 20 minutos que puede ayudarte de verdad a eliminar tu celulitis y lo más importante, evitar que reaparezca.

Por si la opción del Masster Plus no te parece suficiente, el complemento ideal para alternar acciones anticelulíticas contundentes y duraderas se llama Presoterapia Fitpress: Unas botas conectadas a un compresor de aire se encargarán de realizar un drenaje linfático de tus piernas sin que hagas esfuerzo alguno. Te estiras en la cama, el sofá o en el suelo, te calzas las botas que te llegarán hasta los nódulos linfático de las ingles, le das al play y la máquina de presoterapia empieza a realizar una serie de masajes basados en distintas presiones de aire desde las plantas de tus pies, de manera que tu linfa se va a sentir agradablemente transportada.

Mientras la presoterapia trabaja, puedes ver la tele, leer un libro, chatear con tu móvil o ponerte una mascarilla en la cara y disfrutar de un doble tratamiento: anticelulitis corporal y antiaging facial.

¿Cómo puedes intentar eliminar tu celulitis en 3 meses antes del verano?

El mercado anticelulítico ofrece un sinfín de productos y tratamientos a menudo costosos que pueden mejorar la apariencia de la celulitis y en muy pocos casos lograr eliminarla.  Estos incluyen cosméticos, geles, masajes manuales, masajes mecánicos con la ayuda de masajeadores, láser, radiofrecuencia, ultrasonidos, inyecciones de sustancias (mesoterapia) en la capa superior de la piel o un poco más profundo, presoterapia.
Como último recurso, la cirugía también puede ayudar a eliminar la celulitis, aunque sea temporalmente.

Antes de iniciar cualquier tratamiento, es bueno que sepas lo siguiente:

  • Ninguno de los métodos disponibles en el mercado puede prometer eliminar la celulitis por sí solo, aunque la mayoría lo prometen.
  • Algunas personas responden mejor que otras a los tratamientos.
  • Poco después del cese del tratamiento, sus beneficios, si los hay, desaparecen. Deben perseguirse para un efecto duradero. La celulitis requiere medidas de shock para eliminarla y mucha perseverancia durante todo el año para evitar que se reproduzca.
  • Todavía hay poca evidencia científica de la efectividad de los métodos anticelulíticos.
  • Los tratamientos denominados invasivos que usan ondas, calor, ultrasonidos, radiofrecuencia, láser o inyecciones pueden tener efectos secundarios raros que son difíciles de corregir, como cicatrices o manchas en la piel.

Es altamente recomendable consultar a un médico o dermatólogo que ejerza en el campo de la estética o un cirujano plástico y en su defecto un profesional de la estética con años de experiencia que puedan realizar un diagnóstico sobre qué tipo de celulitis te afecta para recomendar el tratamiento más idóneo.
El costo del tratamiento no está cubierto por la Seguridad Social en España, o sea, que acabar con la celulitis depende también de “tu bolsillo”. Con más razón debes elegir muy bien el tratamiento a realizar para que no acabes con celulitis y sin dinero.

Teniendo en cuenta estos consejos previos, te recomendamos la siguiente estrategia anticelulitis de esta primavera 2018:

Diagnóstico: Ponte en manos de un buen profesional para que identifique qué tipo de celulitis padeces y en qué fase se encuentra.

Dieta: Analiza tu dieta actual y toma nota de los alimentos que deberías reducir o evitar para no provocar la aparición o proliferación de la celulitis:
Sal, azúcares refinados, carbohidratos, bebidas carbónicas, alcohol, bollería industrial, embutidos, platos precocinados, conservas, aperitivos,
Llevar una dieta que proporcione los nutrientes esenciales ayuda a mantener la mayor cantidad de piel posible.

Ejercicio: Aunque tengas el peso adecuado, es altamente recomendable que realices ejercicio físico para fortalecer tu tono muscular y mejorar tu circulación sanguínea.
Cualquier actividad física que cause un aumento en los ritmos cardíacos y respiratorios (aeróbicos, caminar a paso ligero, running, senderismo, trecking, bicicleta, etc.) es beneficiosa, ya que mejora la circulación sanguínea, además de contribuir a la pérdida de grasa en todo el cuerpo.
La práctica de ejercicios de reafirmación muscular en un área específica del cuerpo (los muslos, por ejemplo) no tiene efecto anticelulítico.

Hidrata tu piel: La hidratación es indispensable tanto por dentro como por fuera, es decir, debes procurar mantener la ingesta diaria de al menos 1 litro y medio de agua (también puedes combinar agua e infusiones) y mantener la piel siempre bien hidratada a base de cosméticos específicos para tu tipo de piel.
Ahora que empieza el buen tiempo, utilizarás más a menudo la ducha y esto significa el uso de geles, jabones y champús que pueden llegar a ser inadecuados para tu piel. Procura mantener la higiene de tu piel a base de productos lo más naturales posibles, sin parabenos y con factor de protección solar.

Estimula tu sistema linfático para eliminar grasas y toxinas diariamente: Tu sistema linfático está ligado al movimiento de tus músculos, es decir, según el nivel de actividad física de cada persona, la linfa que circula por este sistema lo hace de una manera más o menos fluida, de manera que las grasas y toxinas que transporta para ser desechadas de tu organismo pueden o no llegar a su destino final.

¿Cómo vas a ayudar a tu sistema linfático?

Te proponemos dos opciones, una por activa y la otra por pasiva. Presta atención porque las dos opciones te van a ser muy útiles:

Plan anticelulítico activo: Equipo de masaje Masster Plus.

Combatir la celulitis con máquina de masaje master plus

Un masaje diario de 15 minutos con el Masster Plus será suficiente para que estimules tu circulación linfática y además podrás actuar sobre zonas localizadas o rebeldes donde se suele acumular más celulitis, como son las cartucheras, el interior de las rodillas y los glúteos.
Desplazas el equipo con una sola mano a lo largo de tu sistema linfático y te detienes en esas zonas rebeldes para que el masaje rotatorio localizado rompa los nódulos de celulitis que se han formado.
Puedes terminar el masaje aplicando una crema específica para reafirmar e hidratar.
Se trata de un ritual de no más de 20 minutos que puede ayudarte de verdad a eliminar tu celulitis y lo más importante, evitar que se reproduzca.

Más información sobre el Masster Plus y cómo eliminar la celulitis

Plan anticelulítico pasivo: Presoterapia Fitpress.

Presoterapia en casa fit press

Unas botas conectadas a un compresor de aire se encargarán de realizar un drenaje linfático de tus piernas sin que hagas esfuerzo alguno. Te estiras en la cama, el sofá o en el suelo, te calzas las botas que te llegarán hasta los nódulos linfático de las ingles, le das al “play” y la máquina de presoterapia empieza a realizar una serie de masajes basados en distintas presiones de aire desde las plantas de tus pies.
Mientras la presoterapia trabaja puedes ver la tele, leer un libro, chatear con tu móvil o ponerte una mascarilla en la cara y disfrutar de un doble tratamiento: anticelulitis corporal y antiaging facial.

Más información sobre la presoterapia Fit Press y cómo eliminar la celulitis

Si empiezas ahora con este plan de acciones simultáneas lograrás dar la bienvenida al verano sin celulitis. De ti depende.
En Fit4ever te lo ponemos muy fácil: llama al 932801010, solicita información sobre nuestra promoción especial “adiós celulitis en primavera” y 24 horas después puedes iniciar ambos tratamientos para empezar a disfrutar de los resultados antes de lo que piensas.

Deja un comentario